Blog

Un mensaje de Esperanza

En las últimas semanas hemos visto cómo la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha manifestado como inconstitucional cualquier ley que defina el matrimonio como exclusivo entre un hombre y una mujer en nuestro país, de igual manera se dictó una medida similar en los Estados Unidos, y cada vez más países se suman a este avance en materia de derechos humanos.
Es muy seguro que durante esta época de aceptación en la sociedad  y en los gobiernos, ocurrirá oposición como en todas las cosas. Una postura que Afirmación sigue sosteniendo es que apoyamos a la Familia, de ahí la iniciativa que nuestro nombre oficial sea «AFIRMACION: MORMONES LGBT, FAMILIAS Y AMIGOS».
Con esta bandera reiteramos al mundo que el hecho de la aprobación del matrimonio entre personas del mismo género no le resta valor a las familias heterosexuales, declaramos que el seno de la familia es la base de la sociedad.
Sin embargo, hoy día la aprobación del matrimonio igualitario es parte de una evolución de la conciencia del amor y del alcance de nuestra trascendencia como humanidad; nos eleva a realmente vivir la visión del amor incondicional que Jesucristo enseñó. Con este paso será muy difícil para los religiosos tradicionales comprender un esquema donde el amor rebasa la forma física terrenal, siendo que ahora esa antigua escritura milenaria toma sentido, cuando en Génesis  5:2 Dios dijo: “Varón y Hembra los creó, y los bendijo, y llamó el nombre de ellos Adán, el día que fueron creados”.  Durante años en esta escritura ha permanecido el mensaje que Adán no es sólo un solo hombre, sino que Adán somos todos como humanidad, viviendo la masculinidad y la feminidad, con esa dualidad que el ser humano posee en todas sus facetas.
Hacia un par de años,  decidí alejarme un poco de la Iglesia, porque en mi conciencia estaba siendo difícil pararme ante el mundo y decir que era mormón y gay, con la controversia de que servía en una Iglesia que no me aceptaba como soy. Tras 4 años de un auto exilio, me reencontré con Afirmación y di marcha a servir con mis hermanos y hermanas que son como yo, me di cuenta que la vida la podía vivir acompañado y no sólo, como Satanás pretende.
Mis lazos de amistad y espiritualidad han crecido.
Tiempo después tuve la oportunidad de ser apoyado por ellos asumiendo la Presidencia en México y fue entonces que de nuevo mi conciencia me dictó: «sean lo que sean, gays o lesbianas, son mormones, ¿Cómo voy a representarlos si no vivo como un mormón que está dentro de la Iglesia?». Di ese paso, volví a la Iglesia, me reincorporé, y me di cuenta a través de mi obispo, que por medio de mis líderes el Señor siempre me mostró su amor, comprensión e inclusión, y que el aprendizaje de esta nueva etapa sería un reto con los miembros y el mío de enseñarles a amar al prójimo.
En estos días, con todos los acontecimientos que están ocurriendo en el mundo, debemos más que nunca como buenos mormones sostener el Artículo de Fe número 12 que dice: “Creemos en estar sujetos a los reyes, presidentes, gobernantes y magistrados; en obedecer, honrar y sostener la ley”, de no hacerlo seriamos contradictorios a nuestra propia doctrina. Durante años en las enseñanzas de la Iglesia hemos estudiado y nos ha sido revelado que los gobiernos en la tierra son sostenidos por Dios, que de todo lo que ocurre en nuestro mundo no hay una sola hoja de árbol que se mueva sin que el Señor lo sepa.
Yo sé sin duda que así es y se que al igual que en los Estados Unidos, los Gobiernos son Gobiernos de Dios, (siendo Estados Unidos uno de los pocos países que reconoce dentro de su política el nombre de Dios). Quiero expresar que hoy en día, nuestros Poderes de Gobierno han elevado y expresado el verdadero Amor que el Padre Celestial siente por todos sus Hijos.
Hoy a todos los amigos y amigas LGBT, hermanos y hermanas LGBT, les digo este mensaje: Todos sabemos que en el mundo espiritual el reaccionar con enojo no es una acción espiritual, que debemos ser serenos y guardar la calma, que debemos permitirnos pensar y actuar con los frutos del Espíritu -amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad y fe- debemos esforzarnos por pensar que las reacciones de otros mormones no son de ataque o juicio, mas bien reconocer que están en un proceso de aprendizaje del Amor de nuestro Padre Celestial.
Te invito a que ante esta oleada de información que circulará alrededor de la Iglesia te mantengas fuerte. Si hay algo que te hace dudar, si hay algo que te hace sentir rechazado, si hay algo que te quiere robar la fe, la paz de ser y existir, recuerda que eso no viene de Dios. Quiero recordarte que no hay ningún otro factor en la vida al que tú puedas darle más valor que al amor y la revelación de Dios que viene para ti. Que como buen mormón o mormona emules el principal mensaje de nuestra fe, la revelación que Nuestro Padre Celestial mostró por medio del Profeta José Smith: el derecho a la Revelación Personal, la clave de nuestra religión (Santiago 1:5). Así existan miembros que reaccionen, mantén tu confianza en el Señor y síguelo a Él, haz válido ese derecho de que Él y solo Él guíe tu vida.
El Señor dice: «Mis ojos están puestos en ti. Yo te daré instrucciones, te daré consejos, te enseñaré el camino que debes seguir” (Salmos 32:8). Busquen al Señor, solo Él sabe el Plan Divino que tiene para cada uno de ustedes.
En el Nombre de Jesucristo. Amén.
Adrián Sánchez Román
Presidente de Afirmación México

unnamed

One thought on “Un mensaje de Esperanza

  1. En cada país se deben seguir dando pasos en nuestros Derechos como Diversidad Sexual, lamentablemente, el avance es sostenido aunque lento, los que nos han antecedido han hecho un gran trabajo, que se suma al que cada uno hace en nuestros respectivos países.
    Da gusto ver como Afirmación sigue creciendo, con fuerza, ojalá pudiera llegar a más lugares y que muchos (as) Gays, Lesbianas y Trans, pudiesen sentir el apoyo que no tienen en sus Iglesias.

    Omar Valenzuela
    Estaca República
    Barrio Diego de Almagro
    Chile_Santiago

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

2019 Affirmation International Conference

There’s still time to register for the 2019 Affirmation International Conference being held June 21-23 in Provo, Utah. You won’t want to miss the incredible speakers and workshops we have planned for you this year. Plus we still have special rates for couples and families!

More Info and Registration